➤ Meloxicam para perros

El Meloxicam para perros es muy usada para tratar inflamaciones y dolencias agudas. Por eso es de suma importancia que se tengan los conocimientos antes de administrar el medicamento al animal, para así prevenir cualquier reacción adversa que se pueda presentar y evitar daños posteriores a su uso. También hay que mencionar que solamente un especialista está apto para medicar al paciente canino, y nunca se debe dar por nuestra propia cuenta, ya que se debe saber la cantidad exacta que se debe administrar.

☟☟ES NECESARIO QUE LEAS TAMBIÉN☟☟

El meloxicam para perros

Este remedio se refiere a un principio activo que funciona como desinflamatorio, aliviando las dolencias. Es un compuesto no esteroide, y se usa cuando nuestro can   tiene un dolor moderado o fuerte, en el caso de que se vea afectado la parte musculoesquelética.

¿Para qué sirve?

Este producto sirve como tratamiento para diferentes enfermedades o como medicamento posoperatorio, ya que tiene la capacidad de desinflamar y calmar el dolor. El uso más frecuente del mismo es para tratamientos breves. Se podría indicar 48 horas antes o después de una esterilización. También se administra en caso de operaciones traumatológicas, o como analgésico si el perro sufre de artritis. Por esta razón, el Meloxicam es muy usado para los tratamientos cuya duración sea de varios días, pero todo dependerá del veterinario que siga el caso.

Por otro lado, se han hecho estudios que demuestran que el meloxicam puede ayudar a controlar la cojera y otras afecciones relacionadas con la osteoartritis crónica. En dichos análisis se pudo notar la evolución del animal con respecto al grado de cojera del animal, a las articulaciones  y al peso soportado.

Sin embargo es importante acotar que estos estudios fueron realizados por especialistas, y el tratamiento debe hacerse de acuerdo a lo que indique el médico veterinario, debido a que se deben considerar los rasgos particulares de cada animal, donde el tamaño, peso e incluso la raza juegan un papel determinante a la hora de suministrar cualquier tratamiento de esta índole.

Presentaciones que puedes encontrar en el mercado

Meloxicam para perros
Meloxicam para perros

Al respecto podemos encontrar diversas presentaciones en el mercado. Pero el especialista es quien debe indicar cuál es la forma más aceptada de administrarlo. Podemos adquirir un líquido denso que se le da al animal directamente o también se le puede dar junto a los alimentos.  Además podemos encontrar tabletas de meloxicam, cuya composición puede ser palatable, es decir que se las pueden comer voluntariamente, sin necesidad de obligarlos.

Esta medicación se puede dar en el hogar sin ninguna complicación, pero el médico veterinario debe indicar la dosis correcta y los días que debe durar el tratamiento, dependiendo de las condiciones en las que se encuentre el perro. Generalmente se le administra una sola cantidad por cada día. En algunos casos, el especialista le puede inyectar directamente el medicamento al animal.

Dosis correcta

Esta medicación se debe dar considerando el tamaño, el peso, la afección, entre otros aspectos de gran relevancia. En el tratamiento se da 0,2 mg por kilo el primer día y después la mitad, el resto de los días. Debes tomar en cuenta la reducción de la porción dada. En caso de que se use la presentación liquida, generalmente viene con un inhalador que nos permite administrarle el remedio a nuestro can. Puede ser una jeringa según el peso de nuestra mascota. Asimismo, el médico tratante puede facilitarte la cantidad de gotas, lo cual resulta mucho más fácil.

Efectos adversos del meloxicam

Si el remedio se administra de forma adecuada siguiendo todas las indicaciones del especialista, es muy raro que hayan complicaciones o que esto genere alguna reacción. Pero existe la posibilidad que en ciertos animales pueda generar problemas en los riñones, que podría agravarse y originar  fallos renales crónicos o agudos. Además si el perro se encuentra deshidratado o hipotenso, no se debe administrar el remedio.

☟☟ES NECESARIO QUE LEAS TAMBIÉN☟☟

No se han encontrado entradas.

De igual forma pueden surgir algunos síntomas de sensibilidad como la disentería, inapetencia, somnolencias, torpeza al moverse o regurgitaciones. Estas suelen aparecer al principio del tratamiento, y pueden desaparecer al culminar con las dosis. También hay la posibilidad de que en algunas ocasiones pueda generar lesiones graves o mortales relacionadas con complicaciones renales.

Por otro lado, se debe considerar que si le damos una dosis incorrecta a nuestro perro, este se puede intoxicar, presentando problemas digestivos por lo general. Así que no se debe dar el tratamiento en las hembras que estén lactando o que estén embarazadas, ya que podrían afectar al cachorro o al feto. Por esta razón tampoco debe administrársele directamente a los cachorros recién nacidos. Si el perro padece de alguna enfermedad hepática, renal, cardiaca o hemorrágica, debe chequearse antes de aplicar cualquier tratamiento, para así evitar un daño perjudicial a la salud del can.

En caso de que notemos que el tratamiento este dañando la salud de nuestra mascota canina, debemos informar al médico especialista inmediatamente, ya que podrían aparecer problemas renales, tal como lo hemos planteado anteriormente.

Metacam y meloxicam: ¿medicamentos similares?

Estos medicamentos se pueden encontrar fácilmente en el mercado y pueden llegar a confundir al comprados Por lo cual es importante aclarar algunos aspectos. Existen diferentes compañías de medicamentos que ofrecen el meloxicam, utilizando otros nombres. En el caso del metacam, contiene el principio activo del meloxicam, es decir que si se utiliza para los mismos fines. Pero es importante cuidar la salud de tu mascota y consultar al especialista para que te despeje de dudas y puedas adquirir el producto sin ningún problema.

Por otro lado, debes estar atento a los efectos adversos que se puedan presentar, ya que podrían dañar mucho la salud de tu perro, sobre todo a nivel renal. Además no se debe administrar el fármaco sin consultar primeramente al médico veterinario, quien te indicara la dosis correcta y el tiempo de duración del tratamiento, debido a que  cada perro es diferente y presenta condiciones distintas.

En este sentido, cabe destacar que los fármacos son de uso delicado, y por esto debes estar informado tanto del medicamento como de la salud de tu perro, y estar atento con los síntomas que este presente para evitar daños a largo plazo.

☟☟ES NECESARIO QUE LEAS TAMBIÉN☟☟

Ir arriba