➤ Sarcoma de tejidos blandos en perros. Causas, Síntomas y Tratamiento

El Sarcoma de tejidos blandos en perros aparece mayormente en animales en edad media o avanzada. Pueden presentarse en cualquier órgano, pero lo más común es encontrarlo en el tejido subcutáneo, y suele tener un crecimiento algo lento, dependiendo del caso particular del paciente canino. Su consistencia es estable, anómala y redondeada, se incrustan a los tejidos contiguos o a la piel.

☟☟ES NECESARIO QUE LEAS TAMBIÉN☟☟

En este sentido, el lugar donde se encuentre este tipo de cáncer es fundamental para su pronóstico, ya que si se encuentra en las zonas difíciles como la cavidad oral, se manifiestan de forma más agresiva que en aquellos tumores que se hallan en las extremidades o en el tronco.

El sarcoma de tejidos blandos en perros

El cáncer se genera cuando las células empiezan a desarrollarse sin control, y  cualquier célula en su mayoría puede convertirse en cáncer y extenderse a otras zonas. Existen diferentes tipos de tumores de los tejidos blandos, pero no todos son malignos o cancerosos.

 En los tejidos blandos pueden aparecer muchos tumores benignos. El término “benigno” quiere decir que no es cáncer, ya que los tumores  no se pueden extender a otras zonas del cuerpo. Sin embargo, existen ciertos tumores de tejidos blandos que pueden tener un comportamiento entre un tumor canceroso y uno no canceroso, a los cuales se les denomina tumores de tejidos blandos intermedios.

El veterinario especialista en oncología es quien debe realizar el diagnóstico pertinente y realizar estudios que puedan determinar si el paciente canino presenta cáncer o no, y cuál es el tipo de cáncer que se está manifestando, a fin de poder tratarlo a tiempo.

El sarcoma de tejidos blandos en perros reside en los músculos o huesos, pueden ser óseos (osteosarcoma) o sarcomas de los tejidos blandos. Estos aparecen en los músculos, nervios, vasos sanguíneos, tejidos profundos de la piel y tendones. Generalmente se manifiestan en las piernas, tronco, patas, órganos internos y cabeza.

Causas de la enfermedad

El sarcoma de tejidos blandos en perros se presenta por causas aún desconocidas. Sin embargo existen algunos factores de riesgo que se deben considerar:

  • Haber recibido radioterapia.
  • Enfermedades extrañas que son hereditarias como el síndrome de Gardner, esclerosis tuberosa, la neurofibromatosis, o la enfermedad de Von Recklinghausen.
  • Exposición excesiva de rayos UV
  • La exposición a productos químicos herbicidas, fertilizantes, exposición al humo o a distintos elementos contaminantes

Síntomas del sarcoma

Uno de los síntomas más habituales y de los cuales hay que estar atentos a la hora de detectar el sarcoma de tejidos blandos en perros es la presencia de una masa muscular que se puede palpar y que se va desarrollando más de lo normal.

Los bultos por lo general no causan dolencias pero como crecen de manera rápida, comenzará a presionar los músculos del animal y generará algo de dolor.

Para poder detectar si la masa muscular es cancerígena o no, los especialistas veterinarios deben considerar que un tumor maligno tiene un tamaño más grande de 5 cm y su crecimiento es muy acelerado.

Diagnóstico y tratamientos

Sarcoma de tejidos blandos en perros
Sarcoma de tejidos blandos en perros

Para realizar el diagnóstico de este tipo de cáncer se recomienda emplear los aspirados con aguja fina (PAF), ya que sirven para descartar otras afeccionesz como quistes, abscesos, lipomas o mastocitomas.

Por otro lado, la biopsia excisional resulta ser un procedimiento algo complejo, ya que es muy seguro que no se logre eliminar el tumor en su totalidad, empleando los márgenes correctos, haciendo que el procedimiento sea más difícil.

Por esta razón se consideran las diferentes técnicas avanzadas de imagen como TAC o resonancia magnética antes de hacer la extirpación correspondiente del tumor.

En este sentido, cuando se ha hecho el diagnóstico se aconseja la estadificación del tumor, que se refiere a  instaurarlo considerando los criterios de grado, diferenciación e índice mitótico, para así poder tener más claro el pronóstico del mismo.

En la actualidad existen diferentes tratamientos para tratar el sarcoma de tejidos blandos en perros, con los cuales se pretende mejorar el pronóstico de vida y además mejorar su calidad de vida, y hacerlo un perro más saludable y feliz. Dentro de éstos encontramos los siguientes:

☟☟ES NECESARIO QUE LEAS TAMBIÉN☟☟

1.- La Cirugía

Este tipo de tratamiento es efectivo cuando el tumor se localiza con tiempo. Aquí el especialista extirpará el tumor para exterminar las células tumores. La extirpación debe ser amplia y profunda, se aconseja por lo menos 3 cm de margen, extinguiendo todo el tejido tumoral. Se puede necesitar el uso de tratamientos como la radioterapia o quimioterapia dependiendo de los rasgos y de la estadificación del tumor.

En este sentido, la quimioterapia se emplea en los casos de sarcomas de alto nivel para evitar en lo posible la aparición de la metástasis, y la radioterapia se usa para prevenir el crecimiento rápido del tumor. Además se emplea en aquellos tumores de muy grandes que no se pueden eliminar de forma quirúrgica.

2.- La Radioterapia

Ésta se emplea como complemento luego de la intervención quirúrgica. El paciente canino recibe las radiaciones para quitar los restos  del tumor y prevenir la reaparición de éste.

En diferentes estudios realizados se ha comprobado que este tratamiento con radioterapia mejora el nivel de supervivencia en los perros. Se usa especialmente en aquellos tumores ubicados en zonas complicadas para realizar la extirpación total como hocico o nariz.

3.- La Quimioterapia adyuvante

Este tipo de tratamiento se emplea luego de la cirugía para reducir la aparición de metástasis. Pero cuando se presenta la metástasis, el veterinario especialista realizará la cirugía si ha pasado más de un año, pero si el tumor crece en pocos meses o la metástasis es múltiple, la cirugía no tendrá ningún efecto. En este caso se realizará la quimioterapia para contener el incremento del tumor.

¿Qué debo hacer si mi perro presenta alguna anomalía?

Primeramente se deben conocer los diferentes síntomas que se pueden presentar en este tipo de cáncer, ya que se pueden manifestar protuberancias, bultos, engrosamiento en algunas partes de la piel, en las cuales aparecen además lesiones que no cierran, o que se ven extrañas.

Generalmente estas protuberancias pueden sangrar o ulcerarse, y se puede confundir con una contusión o herida. Una vez que el cáncer ha avanzado, nuestra mascota se puede sentir débil y con inapetencia, puede mostrar dolencias, cojera, malestar, pérdida de peso y puede quizás tener problemas para respirar o controlar sus esfínteres.

En este sentido, se le debe hacer una revisión física en todo su cuerpo para poder visualizar alguna masa, bulto, protuberancia, o aumento de la piel. Por lo general, pueden aparecer en diferentes partes del cuerpo como las patas, nariz, escroto, y a veces puede notarse un sangrado y ciertas lesiones que no cicatrizan con normalidad.

Pero cualquier anomalía que se observe debe ser atendida con prontitud para poder tratarla a tiempo. También es importante estar atento al comportamiento del perro, ya que suelen estar decaídos e inapetentes. En otros casos cojean  y se quejan del dolor.

En caso de que el veterinario afirme que es sarcoma de tejidos blandos, se debe acudir a la intervención quirúrgica para poder extirpar el tumor. Por lo cual es de suma importancia, diagnosticar con tiempo al perro, para así combatir la enfermedad con el tratamiento más adecuado que indique el veterinario.

En caso de que el tumor sea pequeño, la cirugía generalmente es menos invasiva y se puede aspirar a una recuperación satisfactoria. Pero si el tumor es de mayor tamaño, puede comprometer otras estructuras de su cuerpo y se tendrá que recurrir a otros tratamientos como quimio o radioterapia de acuerdo a lo que indique el especialista.

Durante este tipo de tratamientos, el perro puede presentar diferentes síntomas como diarrea, pérdida de peso, fiebre, vómitos. Pero existen medicinas que ayudarán a tu perro mientras se lleva a cabo este tratamiento. Así que lo mejor es asegurar la calidad de vida de nuestra mascota y hacerle más llevadera su enfermedad, reduciendo los síntomas molestos de ésta.

Recomendaciones a considerar

El sarcoma de tejidos blandos en perros es un tipo de cáncer de piel que ataca músculos y huesos, y puede complicarse cuando se encuentra en zonas difíciles de tratar, haciendo que el pronóstico de vida no sea óptimo. Por lo cual es importante tomar en cuenta las siguientes recomendaciones:

  • Acudir al veterinario inmediatamente de presenciar los síntomas
  • Sacar a pasear al perro en horas de la mañana o en la tarde cuando no hay tanto sol.
  • Usar protector solar de 30 FPS para proteger a tu mascota, que no contenga óxido de zinc ni octil salicilato, ya que son perjudiciales para la salud del perro. Procura aplicarlo en las zonas más vulnerables como las orejas, la nariz, la panza, entre otros.
  • También es importante darle los cuidados adecuados y proporcionarle una alimentación balanceada que contenga los nutrientes y vitaminas necesarias para combatir la enfermedad.

☟☟ES NECESARIO QUE LEAS TAMBIÉN☟☟

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba